martes, 28 de octubre de 2014

El piloto holandés Max Verstappen enfatizó que vivió uno de los mejores domingos de su vida


El piloto holandés Max Verstappen enfatizó que vivió uno de los mejores domingos de su vida, luego de llevarse la victoria en el Gran Premio de México 2018 de la Fórmula Uno, que se corrió en el Autódromo Hermanos Rodríguez.

El integrante de la escudería Red Bull tuvo un gran fin de semana en suelo mexicano, luego de dominar las tres primeras prácticas libres y conquistar el triunfo en la carrera, para recuperar la sonrisa, pues su coequipero, el australiano Daniel Ricciardo, le había arrebatado la “pole position”.

“Ayer (sábado) estaba muy desilusionado por perder la pole, pero hoy estoy muy feliz, es uno de los mejores domingos de mi vida”, comentó el dos veces ganador del GP mexicano.

Valoró el trabajo realizado a lo largo de la competencia y el hecho de aprovechar las dificultades que presentó con los neumáticos el británico Lewis Hamilton (Mercedes), aunado a la buena estrategia que concretó la escudería Red Bull.

“Logramos manejar todo bien. Hamilton tuvo problemas y encontré un ritmo más fácil, pero después aparecieron las dificultades. Logramos un uso de neumáticos largo y teníamos la opción de otras llantas súper blandas y creo que fue una buena estrategia por parte del equipo”.

Verstappen largó en el segundo puesto por detrás de Ricciardo, pero en el arranque de inmediato se colocó en el primer puesto para mantenerlo gran parte de la carrera para dejar atrás a los Ferrari, del alemán Sebastian Vettel y el finlandés Kimi Raikkonen, quienes completaron el podio.